Rompiendo su lindo y rico anito

78%

Ella me decía que siempre tenia ganas de hacer un anal pero le daba miedo por que había escuchado que siempre ese pedo era muy doloroso. Pero al final, nos ganaron las ganas y terminamos chingando para después pasarme a su anito, pensé que no aguantaría pero su ano fue perfecto para mi pene.

  • COMPARTIR
1 Comentarios
Dejar un comentario
Tu email no sera publicado.